MUNDO

Un policía indio corrió un kilómetro con una bomba en sus manos para salvar a 400 niños

Publicado hace 18 dias 7 horas


Un policía de la India cogió una bomba con sus propias manos para alejarla de una escuela y poner fuera de peligro a sus cerca de 400 alumnos, informa la revista 'India Today'.

 

El proyectil sin detonar fue descubierto en el patio de juegos de un colegio en Madhya Pradesh (India), cuando había presentes numerosos alumnos. Al acudir a la llamada de emergencia, el oficial Abhishek Patel levantó el explosivo y corrió cerca de un kilómetro con la bomba apoyada en un hombro para alejarlo hasta una distancia segura.

 

El uniformado decidió arriesgar su vida y llevarse rápidamente el explosivo de 10 kilos y unos 30 centímetros de largo al descubrir que no había ninguna brigada antiexplosivos disponible en la zona.

 

Tomando en cuenta que el explosivo podía detonar "en un área residencial y un predio escolar", su único objetivo era "llevar la bomba lo más lejos posible", declaró Patel al canal NDTV.

 

Gracias a su entrenamiento, las fuerzas de seguridad saben que una bomba de esas características "hubiera dañado un área de 500 metros a la redonda" en caso de haber explotado, agregó el oficial.

 

Más tarde, el explosivo fue neutralizado en una detonación controlada. Las autoridades abrieron una investigación para determinar el origen del proyectil, que, según algunos reportes, podría pertenecer a una unidad militar ubicada en las cercanías de la aldea.

 

Luego del incidente, el oficial Patel fue felicitado por su "enrome sentido de responsabilidad y coraje" por las autoridades nacionales y recibió 50.000 rupias (720 dólares) como recompensa.

Redes Pachamama (Fuente: RT)