MEDIO AMBIENTE

Plantan 5.000 árboles en uno de los dos volcanes habitados del planeta

Publicado el 22/01/2018 04:13 pm


El volcán Pululahua, en Ecuador, uno de los dos volcanes habitados del planeta —el otro está situado en la pequeña isla de Aogashima, en Japón— recibió una inyección de árboles este domingo 21 de enero.

 

Grupos familiares, de estudiantes y la comunidad en general participaron de una iniciativa de reforestación en seis hectáreas de este volcán, ubicado a unos 20 kilómetros al norte de Quito, y en el que un centenar de personas son propietarias de terrenos y viviendas, ubicados dentro del cráter, que tuvo su última erupción hace 2.200 años.

 

Este coloso, declarado en 1978 Reserva Geobotánica Pululahua, fue escogido para arrancar, como piloto, con la iniciativa gubernamental 'Reverdecer Ecuador', que será lanzada próximamente por el presidente Lenín Moreno, como una de las soluciones "para hacer frente a la deforestación en el país", según Elizabeth Reinoso, gerente del Programa Nacional de Restauración Forestal, un eje del plan que manejan desde el Ministerio del Ambiente.

 

Ecuador, con apenas 283.560 kilómetros cuadrados de territorio, es el país más biodiverso de América Latina y uno de los 10 principales a nivel mundial; presentaba, hasta 2011 una de las tasas más altas de deforestación de la región, con una pérdida anual de entre unas 60.000 a 200.000 hectáreas de bosques nativos. Pero la situación se ha ido revirtiendo con las políticas estatales y con apoyo internacional.

 

Árboles nativos para devolver la vida silvestre

Se plantaron "árboles nativos de la región", dijo, por su parte Paulo Revelo, gerente de la marca The North Face en Ecuador, empresa privada que participó en esta primera reforestación.

 

Revelo precisó que se sembraron árboles pertenecientes a las familias del Cedro ('Cedrela odorata'), la Yaloman ('Delostoma integrifolium'), Cholan ('Tecoma stans'), el Algarrobo ('Prosopis juliflora'), y el Guarango ('Caesalpinia spinosa').

 

La mayoría de las personas, entre ellos miembros de grupos ecologistas del país, que llegaron al lugar, en el que el clima estuvo a favor —generalmente es un espacio húmedo y con mucha llovizna— se enteraron de la actividad a través de redes sociales.

 

El Pululahua, además de llamar la atención por ser un lugar poblado, es el hogar de distintas especies animales, como el oso de anteojos u osos andino, ardillas, comadreja, puma y aves. "Vamos a devolver un poco la vida silvestre  con esas hectáreas que vamos a sembrar y conservar el medio ambiente", especificó Revelo.

 

Pero esta reforestación en el Pululahua no se limita a la plantación de este domingo. "Los árboles necesitan tres años de mantenimiento, en quitar maleza, el corte del pasto, el regado de agua", explicó Revelo; por ello, esta empresa ha entregado fondos a la administración de la reserva para que se haga ese seguimiento y conservación a las plantas. Los recursos fueron obtenidos de las ventas de la compañía en diciembre; se incentivó a los clientes a donar un árbol por cada 50 dólares de compra.

 

Espacio para la educación ambiental

Reinoso señaló que, con esta iniciativa de reforestación, se busca además convertir los lugares recuperados en "espacios para la educación ambiental, para ver como funciona la restauración a través del tiempo".

 

"Es la primera reserva donde comenzaríamos esta etapa de reforestación de especies nativas, pero tenemos planificado hacerlo en todo el país", enfatizó Reinoso.

 

Además de la restauración forestal, el programa Reverdecer Ecuador constará de otros seis pilares, como conservación con sistemas de áreas protegidas, educación ambiental, bioeconomía, cuidado de los animales, ciudades sostenibles y regularizar el tema minero, dijo el ministro del Ambiente, Tarsicio Granizo, al diario El Tiempo