La India, con 1.300 millones de habitantes, comenzó este miércoles el mayor y más largo confinamiento de una población muy vulnerable, en un intento por frenar las devastadoras consecuencias que podría tener la pandemia del coronavirus en la que también es la quinta economía del mundo.

Por 21 días, casi un quinto de la población mundial estará "totalmente confinada" en sus viviendas debido a una medida anunciada por el primer ministro indio, Narendra Modi, en un discurso a la nación al final de la noche del martes, apenas unas cuatro horas antes del inicio del toque de queda.

La pandemia del nuevo coronavirus está ganando terreno en África, donde Senegal, Costa de Marfil, Sierra Leona y la República Democrática del Congo decretaron el estado de emergencia, mientras Sudáfrica se prepara para el confinamiento.

Fuente: EFE