El Congreso de la República ha aprobado la Ley 31018, que libera el cobro de peajes a nivel nacional; sin embargo, el estado va a seguir pagando a las empresas concesionarias por los trabajos de mantenimiento de carreteras, a través de los impuestos de todos los peruanos.

El congresista de la República por la región Puno, Rubén Ramos Zapana, informó que esta ley establece la suspensión en el cobro de peajes de la red vial nacional, departamental y local, mientras dure el estado de emergencia nacional para evitar el contacto entre personas y prevenir posibles contagios de la Covid-19, pero aparentemente no fue bien analizada antes de su aprobación. 

El estado va a seguir pagando con el dinero de todos los peruanos a las empresas concesionarias para que garanticen la transitabilidad en las carreteras, ya que la suspensión es temporal y el mantenimiento de vías va a tener que seguir realizándose.

El ingeniero civil Clever Gómez Quispe, explicó que con la ley que libera el cobro de peajes a nivel nacional, solo se está beneficiando al transporte de carga. Por ejemplo en las concesiones cofinanciadas, el déficit del cobro de peajes los va a tener que cubrir el estado con el dinero de todos los peruanos.