CONTÁCTENOS:
Cabina : 051352200
Secretaria : 051366222
Marketing : 951300575

En lo que va del año más de 10 personas en estado de ebriedad fueron abandonados en lugares descampados del barrio Prolongación Chejoña de la ciudad de Puno, presuntamente por falsos taxistas. Estos hechos se masificaron durante la gestión del alcalde Martin Ticona Maquera, que demuestra incapacidad en combatir los actos delictivos.

Así lo informó, el presidente de la Asociación de Urus de Chejoña, Adolfo Balcona Balcona, quien refirió que la última víctima que fue hallado ayer sin signos vitales, sufrió robo y secuestro por parte de los delincuentes, quienes despojaron sus pertenencias y lo abandonaron en la zona.

El joven de solo 19 años de edad fue identificado como Ronald Ticona Condori. En la morgue, los médicos hallaron que el cartílago de su tiroide estaba fuera de lugar por lo que se presume que fue estrangulado la noche del miércoles y abandonado ayer por la madrugada.

Frente a ello, el dirigente pidió al cuestionado alcalde puneño Martin Ticona, a que asignen la dotación de serenazgo en horas de la noche y la madrugada al barrio Chejoña. A la empresa Electro Puno solicitan la reinstalación de alumbrado público en las calles, para evitar más actos delincuenciales.

Cabe mencionar que, en la ciudad de Puno, la anterior gestión municipal implemento un cuartel de Serenazgo en la Urbanización Villa del Lago, además se instaló 50 cámaras de video vigilancia, 10 camionetas y 20 motocicletas, pero al parecer en la gestión del alcalde Martin Ticona, todo está inoperativo y los actos delictivos van en aumento.