El director de la Unidad de Gestión Educativa Local (UGEL) de la provincia de San Román, Julio Antonio Jara Aguirre, manifestó que en lo que va del año existen más de 180 proceso administrativos sancionadores contra distintos maestros de esta jurisdicción.

Las denuncias fueron formalizadas contra los docentes por maltrato físico y psicológico hacia los alumnos, discriminación, tocamientos indebidos, violación sexual y apología al terrorismo.

De estos casos, cinco ya fueron cesados, mientras que otro continúa un largo proceso judicial. Refirió que estos casos inician en un proceso administrativo y, dependiendo de la gravedad del hecho, se hace la denuncia penal para que el Poder Judicial administre justicia.


Redacción: FML